Y tú ¿te has portado bien en el 2017? Hagamos un pequeño ejercicio de “accountability”

Entrada original publicada en concepcioncampos.org

Hace justo 1 año, el 28 de diciembre de 2016, escribía en Novagob A Dios pongo por testigo que en el 2017 NO… emulando a Escarlata O´Hara en “Lo que el viento se llevó”, enunciaba los propósitos de año nuevo para el año 2017, y ahora a punto de expirar el año 2017, como firme defensora de la transparencia, la integridad y la rendición de cuenta, os propongo a todos un pequeño ejercicio de “accountability”, de comprobar qué hemos cumplido y qué no.

En los propósitos de año nuevo intentábamos descartar con el viejo año viejos hábitos y malas costumbres, y asegurar que en el 2017, YO, EMPLEADO/A PÚBLICO/A

  • No tramitaré más en papel
  • No firmaré con tinta
  • No exigiré más documentos a los ciudadanos
  • No seré “tramparente”
  • No denegaré la información pública sin ponderar
  • No vulneraré la protección de datos
  • No impediré la participación ciudadana
  • No diré más “siempre se hizo así”  o “nunca se hizo así”
  • No promoveré normas y más normas para resolver problemas sencillos
  • No pensaré en singular, siempre en plural

Así que, desde aquí, os animo a todos a hacer un ejercicio de autoevaluación, de comprobar si hemos sido “buenos” en el 2017 (en mi caso, dando ejemplo, ya asumo que podía haberlo hecho mejor), y analizar las distorsiones sobre los objetivos fijados (en proceso), siendo conscientes de que no siempre se puede llegar todo lo lejos que se desearía pero que, en cualquier caso, lo importante es no desviarse y tomar las medidas necesarias para que no vuelva a suceder (no desfalleceré).

Y en el 2018 ¿Qué?

Pues más de lo mismo, que no sería poco, y mucho más. A los retos ya consolidados de la administración electrónica y de la transparencia, podemos sumar las “novedades” (contratación, protección de datos,..), con un resumen del anticipo de lo que vendrá:

VAYAMOS POR PARTES…

  • Marzo 2018

9 de marzo. Entran en vigor las previsiones de la Ley 9/2017, de 8 de noviembre, de Contratos del Sector Público, por la que se transponen al ordenamiento jurídico español las Directivas del Parlamento Europeo y del Consejo 2014/23/UE y 2014/24/UE, de 26 de febrero de 2014, que contiene muchas y muy relevantes novedades que nos obligarán a adoptar decisiones de gestión y a modificar el enfoque de la contratación pública (contratos menores, procedimiento abierto simplificado, compra pública innovadora), sobre dos claves: transparente y electrónica, un nuevo modelo de gobernanza.

Más información Aquí, aquí, aquí, aquí o aquí

  • Mayo 2018

25 de mayo. Dos años después de su aprobación resultarán de aplicación las previsiones del Reglamento (Ue) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016 relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales y a la libre circulación de estos datos y por el que se deroga la Directiva 95/46/CE (Reglamento general de protección de datos) y para ello ya está en tramitación el Proyecto de Ley Orgánica de Protección de Datos que despedirá a la Ley Orgánica 15/1999, con importantes cambios en el modelo de protección en la administración pública y en los derechos de los ciudadanos, que exigirán nuevas medidas organizativas y de adaptación.

Más información aquí o aquí

  • Octubre 2018

2 de octubre. Finaliza ¿ya? esa especie de prórroga con la que el legislador se apiadó de la administración pública para implantar definitivamente el modelo de administración electrónica diseñado en la Ley 39/2015. Dos años después de la entrada en vigor de la Ley, en octubre de 2018, se activarán los efectos “en diferido” de las previsiones relativas al registro electrónico de apoderamientos, registro electrónico, registro de empleados públicos habilitados, punto de acceso general electrónico de la Administración y archivo único electrónico, por obra y gracia de la Disposición Final Séptima. Y, además, el proceso verá completadas sus previsiones con el desarrollo reglamentario, conjunto con la Ley 40/2015, y ahora sí, básico, esperando que ocurrencias variadas no compliquen ya más la situación.

Más información :Aquí, aquí, aquí, aquí o aquí

Pero no se vayan todavía, que aún hay más…

Si el Gobierno cumple con su Plan Anual Normativo 2018, aprobado en Consejo de MInistros el 7 de diciembre de 2017, los funcionarios de administración local con habilitación de carácter nacional veremos, al fin, aprobado el Real Decreto que actualice nuestro régimen jurídico, esperemos que adaptando nuestro perfil al S.XXI. Y también, en el ámbito local, se producirá en julio la entrada en vigor del Real Decreto 424/2017, de 28 de abril, por el que se regula el régimen jurídico del control interno en las entidades del Sector Público Local

A lo que debemos añadir el Proyecto de Reglamento de la Ley de Transparencia y todos los “imprevistos”, así como los apasionantes escenarios que se abren con las posibilidades de la Inteligencia Artificial en la Administración Pública (5 ejemplos). Lo dicho, mucho trabajo por delante.

Pero, al igual que en los años anteriores, la clave estará en las personas, que en el 2018 seguirán siendo eje y motor de la innovación, del gobierno abierto y de la mejora de la calidad de los servicios públicos, y, tal y como comenté en los #50retosnovagob, con especial referencia al papel de la mujer en el sector público,   con el lema de “Mujeres en el sector público. Cada día somos más”, intentaremos contribuir a dar mayor visibilidad a las magníficas profesionales que, en todos los campos de la gestión pública, hacen que el sector público sea mejor.

Feliz 2018.“Mujeres en el sector público. Cada día somos más

Sin comentarios | Leído 104 veces

Puedes saltar al final y dejar una respuesta. Hacer ping no est? permitido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *